info@babycaprichos.com   -   606 17 07 53 Sólo Whatsapp

 

EDUCAR EN EL ASOMBRO- CATHERINE L’ECUYER

Seguimos con  nuestra nueva etapa del blog de darle valor añadido ofreciendo información de interés para los padres que estamos preocupados por la educación de nuestros hijos, más allá del sistema establecido, más allá de todo lo que hasta ahora ha sido un fracaso a nivel educacional. En el informe pisa estamos a la cola. ¿Qué es lo que pasa en España?. ¿Qué tiene que cambiar para que los niños vayan al colegio con alegría, la misma con la que salen al patio o salen del propio centro?

Este tema da mucho de sí, podría extenderme mucho pero iremos poco a poco.

Hoy quiero hablaros de un libro que recomiendo leer tanto a educadores como a padres. Educar en el Asombro de Catherine L’Ecuyer.

Partamos de la base de que la vida de hoy en día es frenética, siempre vamos con prisas a todas partes, siempre estresados y con metas muchas veces imposibles de cumplir, y si las cumples, te pasa factura. No sé si nos hemos parado a pensar en la lógica de esa vida, pero yo no le veo sentido.

¿De verdad es necesario que un niño de 4 años esté de sol a sol haciendo actividades, además de las escolares sin tiempo para jugar? ¿De verdad (y piénsalo detenidamente) es necesario o de vida o muerte estar en un sitio  concreto a la hora indicada y correr como si te llevasen los demonios?

Nos estamos machacando tanto física como mentalmente. Tenemos que volver un poco la vista atrás y volver a los orígenes. Recibimos demasiada información de todos los sitios, tenemos saturada la mente de información posiblemente superflua y no dejamos sitio a lo que realmente es importante: VIVIR, y disfrutar de la vida, con tus hijos, con tus amigos, en la naturaleza. Mira este post que hice algún tiempo de SLOW LIFE y este otro post relacionado de Que tu hijo sea curioso le beneficia al cerebro

Hoy todo es inmediato, todo rápido, todo ya… no hay silencio, decibelios por todas partes, microondas negativas por todos los lados, móviles, tablets, TV. Dónde quedan los ratos de silencio, de observación de la belleza sin prisas, sin tener estímulos externos que les bombardeen constantemente?

Los niños en sí mismos son así, disfrutan de las cosas pequeñas y su ritmo es más lento, y se asombran de una simple mariquita, o un simple caracol. Y eso gracias a nosotros, los adultos, se lo estamos arrebatando. Les estamos quitando su capacidad de asombro y observación, su capacidad de análisis y reflexión que tan necesarios en su crecimiento interior. NO LES DAMOS ESA OPORTUNIDAD. Los niños no entienden de prisas, ni de tiempo, entienden del momento en que viven.

Todo te marca el tiempo, toda la información recibida es COMO HACER ESTO EN EL MENOR TIEMPO POSIBLE. Pues no.

Catherine L’Ecuyer es canadiense afincada en Barcelona y madre de cuatro hijos. Su blog (apegoasombro.blogspot.es) recibe unas 150.000 visitas al año.

Educar en el asombro es replantear el aprendizaje como un viaje que nace desde el interior de la persona, una aventura maravillosa facilitada por una consideración profunda de lo que reclama la naturaleza del niño, como el respeto por su inocencia, sus ritmos, su sentido del misterio y su sed de belleza.

El silencio interior es indispensable  en el proceso de aprendizaje. Sin él, la persona no tiene interioridad, capacidad de introspección para cuestionarse y salir de su zona de comodidad, capacidad de reflexión para procesar la información, para filtrar lo que importa y lo que no, para hacer suyo o no un dato, para asimilar en su bagaje personal lo que le parece relevante, para tomar decisiones y actuar libremente en base a unos criterios sólidos.

Post anterior

Siguiente post

Enviar comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Pin It on Pinterest